Introducción a la gestión de proyectos

En el ámbito empresarial, la gestión de proyectos es uno de los apartados que más comentarios, análisis y enfoques ha suscitado en los últimos tiempos. La disciplina de gestión de proyectos ha cambiado mucho en estos años, y sus objetivos, herramientas y resultados, también se han visto modificados con la propia modificación de la empresa en este siglo XXI. En las siguientes líneas analizaremos que es la Gestión de Proyectos, que objetivos tiene y que herramientas contempla para conseguir esos objetivos.

gestion de proyectos

¿Qué es la gestión de proyectos?

Definición

La gestión de proyectos supone la correcta aplicación de una serie de conocimientos, medios, aptitudes y herramientas de toda clase para conseguir las necesidades y resultados que una determinada empresa busca, dividiendo dichas necesidades en proyectos.

Por tanto, entenderemos que hay dos puntos básicos para que la gestión de proyectos actúe, por un lado una serie de herramientas, aptitudes o recursos, por otro; unas necesidades u objetivos a alcanzar.

Fases de la gestión de proyectos

La gestión de proyectos supone tres fases fundamentales.

  • La primera es la planificación, en la que tendremos que contar con todos los retos que supondrá este proyecto, las necesidades materiales, personales, temporales y económicas.
  • La segunda es la organización. En esta fase procederemos a preparar todos los recursos anteriormente mencionados a fin de que se pueda desarrollar el proyecto. Esta organización es esencial por cuanto supone situar cada recurso en el momento justo para que sea absolutamente efectiva a la necesidad marcada.
  • La tercera la ejecución (control y seguimiento). En esta fase controlaremos que todo se realice de la manera anteriormente prevista y corregiremos posibles incorrecciones o situaciones no previstas, las cuales deberán ser minimizadas al máximo.

Además, podemos incluir más fases, como es el caso de la valoración de resultados y las conclusiones.

Objetivos de la gestión de proyectos

  • Una utilización más eficiente y objetiva de los recursos de la empresa. No sólo recursos económicos, sino también temporales y personales.
  • Una mayor calidad en las labores que realiza la empresa, buscando la excelencia como objetivo final.
  • Una constante mejoría, mediante la medición de los procesos y la toma de constantes mejoras y adaptaciones para que los procesos sean cada vez más fiables, económicos y sencillos de llevar a cabo.
  • Un trabajo más sencillo y aliviado. Lo que en la práctica supone menos carga al personal y mayor satisfacción en la actividad laboral, ya que se consiguen más resultados con menos esfuerzo y estrés.
  • Una reducción de la incertidumbre. Ya que se tiende a tener todos los extremos correctamente previstos y con soluciones trazadas previamente.

Puntos esenciales de la gestión de proyectos

Algunos de los puntos básicos de la gestión de proyectos, en su fase de planificación son:

Establecer los objetivos, dividirlo en fases, priorizar y jerarquizar acciones y medidas, estimar la duración de las acciones, definir correctamente los recursos disponibles y los necesarios.

Si te ha gustado este artículo ayúdanos a promocionarlo en tus redes sociales preferidas.

¿Tienes dudas o quieres contarnos tu experiencia? Déjanos un comentario más abajo.

Artículos relacionados